Google+ Badge

COMPARTILHE

sexta-feira, 5 de setembro de 2014

LA DOCTA IGNORANCIA


GERSON NEI LEMOS SCHULZ

Filósofo - Mestre em Educação



1 La vida y Obra de Nicolás de Cusa



NICOLÁS DE CUSA

Nicolás de Cusa o Nicolás Krebs, nació en 1401 en la ciudad de Cusa, de familia modesta. Foie educado junto de los hermanos de vida común en Devente, adonde sufrió la influencia de lo misticismo germano; por supuesto, estudio en Universidad de Heidelberg, centro de lo nominalismo, y en  Padua, adonde aprendió las matemáticas, los derechos y la astronomía. Ordenado cura, tomo parte notable en Concilio de Basilea (1432); fue, lo seguir, pontifició, cardenal, avispo. Vivió sus últimos años en Italia adonde morreo en 1464.

Las obras fundamentales de Nicolás Krebs son tres: De docta ignorantia, De Coniecturis, Apologia Doctae Ignorantiae.
Las fuentes principales son: lo misticismo germano (Maestro Eckart), lo platonismo y lo neoplatonismo cristiano (Santo Agustino, Seudo Dionisio, Escoto Erígena, San Boa ventura) y los autores de tendencia neoplatónica, en general.

Nicolás Krebs desenvuelve su sistema filosófico a fin de romper con lo racionalismo y lo formalismo que caracterizan la orientación rígida y unilateral de las escuelas de su época. In estos termos, lo Krebsiano reviértenos a eraza neo-platónica, a la escuela de Charter, a Dionisio Seudo-Areopagita, a  y a la mística germana.

La obra mas importante de Nicolás Krebs es la: “De Docta Ignorantia”. Este texto es lleno  de su propio pensamiento de sentido teológico, entretanto utilizando modelos matemáticos y categorías filosóficas que lo krebsiano expone su doctrina fundamental a respecto de la ignorancia. Una tentativa (como ocurrió en toda la filosofía medieval) de explicar lo Absoluto. (Dios)

Nicolás Krebs entiende “La Docta Ignorancia en lo mismo sentido de lo sabio griego Sócrates: “Yo sé que nada sé”. Para Sócrates, en la antigüedad, era claro que elle nada sabía en relazan a las cosas del mundo. Por eso lo filósofo se preocupaba may en preguntar do que en propiamente responder a las preguntas que hacía en el intuito de buscar lo fundamento de lo que es la verdad constituyente de lo propio sentido de la pregunta, formulando a cada respuesta de los adversarios nuevas preguntas para, en el fin, demostrar que las respuestas prontas suscitaban nuevas preguntas. Los índigos de Sócrates, al contrario, afínale, jugaban sabedores de alguna cosa con respecto de la filosofía, may enfrente a Sócrates permanecían callados y sen respuestas porque Sócrates ya a punto de acabar con todas las respuestas. De ahí parte Nicolás krebs en su teoría, afirmando que tanto Sócrates cuanto sus adversarios tenían algo en común, la ignorancia.

Para Nicolás ha una diferencia entre lo no saber de Sócrates y lo de sus adversarios. La relazan entre elles es la misma que existe entre alguien que conoce de lo sol en mirada y lo ciego que no conoce de experiencia propia. Por tanto, lo individuo inconsciente de su ignorancia se limita a repisar fórmulas (sen nada de nuevo) e se fías ciegamente a su escuela, sé manteniendo inserido en la berra tradición sen cuestionar ella estando ciegamente preso a ella. Así, acontece con lo teólogo que habla como sus colegas teólogos acostumbran hablar, empleando las mismas fórmulas por forja de la tradición y sé jugando un teólogo también cuando en la verdad desconoce completamente lo sentido de las fórmulas que emplea. Por eso para elle, un hombre que reconoce su ignorancia y insuficiencia delante de la realidad última sabe, al menos, que debe silenciar.

2 La Docta Ignorancia como Método

Segundo Nicolás, todo lo método de que lo hombre dispone para llegar a la verdad de las cosas intra mundanas y supramundanas es aproximativo, superficial y corre del cierto para lo incierto, del conocido para el desconocido, mediante conclusiones no proporcionales. Lo conocimiento cierto sirve de base para aquello que desconocemos.


Así lo fin último de lo saber al cuál sé llega pelas analogías matemáticas y pela proporción es, por supuesto, forzosamente un no-saber, más un no-saber siente y consciente, convencido de que lo objeto proporcionalmente conocido se pierde en la caligem del infinito. Con eso Nicolás lleva lo lector a percibir que lo dado seguro y preciso de la matemática, llevado ad infinitum se torna inseguro e incomprensible..  

Nicolás de Krebs admite, cima de los sentidos, dos gras de lo saber humano; la ratio e lo intellectus. La ratio o intelecto discursivo es la facultad que abstrae de los noyoes particulares los conceptos universales, y forma, enseguida, los juicios y los raciocinios. Su objeto propio es lo conocimiento de la multíplice y de lo finito. Sin embargo, es la del también cose imperfectamente del hijo finito representado por la proporción cuyo conocimiento tiene lugar por los conceptos universales, mientras la realidad se constituye para usted sea individual. Dios, yo uno y infinito, ciertamente no puede conocerse por la proporción cuyo objeto es el múltiplo y el finito.


Sobre la proporción es el intellectus, actividad supla-racional iluminada por la fe o para el místico cuyo propio objeto es el Uno y el infinito, Dios. El agnosticismo de Nicolás de Krebs, por consiguiente, se corrige por el fideísmo y para el misticismo. El De Docta Ignorancia precisamente consiste en la conciencia de los límites y de la relatividad de la proporción cuyas deficiencias son proporcionadas por el intellectus. Sin embargo, esta iluminación es sobrenatural y nada tiene que ver con la filosofía, ni está de manera que cualquiera basó por Krebsiano. Por consiguiente, admitiéndolo, que la razón no nos da la realidad, se sigue lógicamente que su filosofía debe concluir en el gnoseológico de agnosticismo, y en el panteísmo metafísico.

Por cierto Nicolás, estaba en la intención: ortodoxo, teística, el católico. Sin embargo, su sistema contiene una tendencia desgraciadamente para el panteísmo. De hecho, era elle el acusado de emanantista de panteísmo, cuando estos todavía vivieron.

3 La Complicación, Explicación y Contracción


3.1 La Complicación


Unitas igitur infinita est omnium complicatio, hoc quidem dicit unitas, quae unit omnia[1].


Lo método de la complicatio según Nicolás Krebs, consiste en que Dios es la forma más simples que ha, esto puesto, elle contiene todas las cosas buenas del Ser. Así, el máximo y el mínimo coinciden en elle que se tiene como lo máximo de lo máximo e el mínimo del mínimo. Dios es una región adonde todas las cosas opuestas se encuentran, y se anulan. Por tanto, la unidad encera todas las cosas que hay.
Donde procede que el contenido esencial de las cosas se encuentra en Dios como una idea (Ratio, λογος).
         
Et sicut sphaera est actus lineae, trianguli et circuli, ita maximum est omnium actus. Quare omnis existencia ab ipso habet, quidiquid actualitatis existit, et omnis existentia pro tanto existit actu, pro quanto in ipso infinito actu est. Et inc maximum est forma formarum et forma essendi sive máxima actualis entitas [2]

Donde sigue-se que este estadio solo puede ser comprendido por la ignorancia visto que no puede ser-lo pela razón que no abarca el absoluto. Y esta idea es idéntica a la propia esencia divina, la aparente multiplicidad de cosas proviene de fuera porque las cosas en su multiplicidad reflecten la unidad.        




[1] De Docta Ignorancia, II, 3; p. 69 ss.
[2] Lo mismo, I, 23; p. 46 ss.


3.2 La Explicación



La explicación consiste en que lo numero se encera en la unidad, por tanto, la unidad numérica sé desemplea en los números e por supuesto, la unidad absoluta se desdobla en las cosas. Así como el punto es la unidad de la cantidad, así su primera explicación es la línea que es su desempleamento. O sea, en el punto es la complicación e la línea su explicación. Así sigue-se por delante: lo movimiento es la disdubladura de lo repuso; la desigualdad la disdubladura de la igualdad.

3.3 La Contracción


La contracción según Nicolás Krebs es el momento de lo encuentro de los hombres con la divinidad, esto es, con Cristo. Para él (Krebsiano) lo Cristo es lo punto de convergencia entre lo hombre criatural y la divinidad, es por tanto, lo ápice de las criaturas terrenas, es la posibilidad de encuentro verdadero entre la humanidad y lo absoluto y tal encuentro se lo dará cuando estos hombres estuvieren íntimamente unidos en la Iglesia.

4 La Coincidencia del Máximo con el Mínimo


Si para el lo máximo nos entiende que es todo lo que puede ser y todo lo que sin embargo es susceptible de ser, en otros términos, lo que contiene en sí mismo el logro de toda la posibilidad imaginable, de la manera de encontrarse en el acto absoluto. Se excluye así de él todos y cualquier forma de posibilidad. Por la misma razón no puede ser más pequeño, porque posee todo. Ahora, si el mínimo es que de que no puede ser más pequeño el que es, y ve que el máximo no puede ser más pequeño, elle coincide con el mínimo.
Para ilustrar esto a nosotros,  Nicolás envía para una experiencia matemática:

El contrato el máximo y el mínimo a la cantidad simple; es decir, se extrae del máximo-mínimo del género las especies de la cantidad. La cantidad máxima es el máximamente grande, la cantidad mínima es el máximamente pequeño. De ahora Si, nosotros nos volvemos a prescindir de la cantidad, de hecho, que ninguna pasa de una especie en el dominio del máximo y de mínimo – y substraemos el ‘grande’ y el   ‘pequeño’, la ecuación restante será: ‘el máximo del Máximo’ y ‘el mínimo del Mínimo’; por de consiguiente, coinciden los dos.[1]

Esto significa eso en el infinito que los contrarios coinciden. Así, la verdad absoluta no puede alcanzarse, mientras siendo simplemente el hombre con una verdad parcial. Para el hecho de los contrarios ellos coinciden, el se pone imposible de establecer una conclusión y está como este imposible una síntesis. Y la verdad absoluta el incompresible de entender.



CONCLUSIONES


Por lo que fue visto, pode-se mirar que Nicolás Krebs intenta establecer un sistema matemático para la comprensión de lo absoluto. Elle parte de la hipotes de que la unidad contiene lo absoluto e que este sé desemplea en sus unidades nuevamente.
Así, es que lo máximo es lo máximo de todo e contiene todo que sea posible en si mismo. Y lo mínimo como sendo lo mínimo de mínimo también es lo máximo que hay, por tanto, sé los dos son el máximo en sus cualidades, luego coinciden.
En fin, Nicolás establece una posibilidad para explicar la multiplicidad de lo universo e sus desempleamentos en mundo relacionando la unidad con la cantidad intentando esclarecer a donde se encuentra la posibilidad de sintiese entre lo máximo e lo mínimo.                           


REFERÊNCIAS 


BOEHNER, Ph. GILSON, Etiene. História da Filosofia Cristã: Desde as origens até Nicolau de Cusa. 2. ed. Petrópolis: Vozes, 1982.

CUSA, Nicolás. Un Ignorante Discurre Acerca de la Sabiduría. 1. ed. Buenos Aires: Eudeba, 1999.

_____________. De Docta Ignorancia. 1. ed. Buenos Aires: Eudeba, 1998. 





[1] La Historia de la Filosofía Cristiana. P. 562